Eucaristía y Santa misa

¿que es la eucaristía? San Tarsicio un niño de 12 años en el siglo 13,  en plena la persecución contra…

Eucaristía y Santa misa
5 (100%) 2 vote[s]

¿que es la eucaristía?

San Tarsicio un niño de 12 años en el siglo 13,  en plena la persecución contra los cristianos trasladaba la eucaristía de un lugar a otro para llevársela a sus hermanos en la fe que  estaban encarcelados.

Un día unos paganos se la quisieron quitar, ante la negativa de Tarsicio, los paganos comenzaron a apedrearlo hasta que murió defendiendo su fe.

¿Sabes que es la eucaristía? ¿Te gustaría tener una fe semejante a Tarsicio?

De las muchas cosas que podríamos decir sobre la eucaristía nos vamos a centrar en 3 elementos fundamentales:

La eucaristía es sacrificio, es memorial y también es banquete

Cuando decimos que la eucaristía es un sacrificio es porque el sacrificio de cristo en la cruz y el sacrificio de la sagrada eucaristía son un mismo sacrificio que se lleva a cabo en la celebración de la santa misa

Es la misma entrega de Jesús en la cruz la que celebramos en cada misa, la víctima que se ofrece es la misma JESÚS. Solo es diferente el modo en que se ofrece.

Por eso decimos que en la misa celebramos el mismo sacrificio de la cruz pero de manera incruenta, ya que no se derrama la sangre;  pues por el mismo sacrificio del cristo en la santa eucaristía, nosotros estamos llamados a ofrecer nuestra vida, alabanzas, sufrimientos, oraciones y trabajos.

Y así nos unimos al sacrificio y la ofrenda a Jesús a su padre; de esa manera hacemos con cristo un solo sacrificio al padre. Ese es el centro y el significado de la eucaristía

En segundo lugar decimos que es memorial, porque en cada santa eucaristía recordamos la pasión, muerte y resurrección de Jesús.

Se abre en el tiempo una ventana, volvemos a estar a los pies de la cruz; contemplando la entrega del señor como si fuera hoy mismo.

En tercer lugar la misa es también un banquete sagrado, pues asistimos a comer y alimentar nuestras almas en la comunión del cuerpo y la sangre de Cristo.

En este banquete celebramos el mismo banquete que celebró Jesús con sus apóstoles en la última cena y nos anticipamos al banquete eucarístico que él prometió que celebraría con nosotros al fin de los tiempos.

En resumen la Jesús eucaristía; es un sacrificio donde cristo se sigue sacrificando por nosotros al padre y nosotros nos ofrecemos con él.  Es un memorial en el que se revive la pasión muerte y resurrección de cristo. Es un banquete ya que recibimos el único alimento que nos da la vida eterna.

¿ qué es la sagrada comunión?

En la última cena Jesús se ofreció como pan y vino y pronunció estas palabras este es mi cuerpo y esta es mi sangre él no dijo que se tenía que tomar simbólicamente sino más bien que en realidad estábamos frente a su verdadero cuerpo y sangre.

El evangelio de san juan en el capítulo 6 lo deja claro. Jesús instruyó a los apóstoles para hacer esto en memoria suya y esto es lo que la iglesia hace hasta el día de hoy.

. Qué pasaría si tú haces alguna persona la siguiente oferta: si salta es por una hora en una pierna recibirá $100. Sin duda habrá muchas personas listas a aceptar el reto; si tú subieras el premio a $1.000 seguramente muchas más personas querrían participar y si subes la apuesta así $100.000 entonces el número de participantes estaría realmente abarrotado y qué crees tú si ofreces más de $101.000 y digamos que la gente ni siquiera tendría que saltar en un pie para ganarlo ¿qué pasaría?

En efecto esto ya se ha probado antes y el resultado es el mismo de siempre sólo algunas personas participan.

Suena extraño pero es cierto. Porque esto es lo que pasa exactamente en la santa misa. En la santa misa se nos ofrece la sagrada comunión. Y la sagrada comunión es más valiosa que un millón de dólares.  Porque cristo mismo es quien está presente en la sagrada comunión haciéndola invaluable; infinitamente preciosa y no se necesita saltar en un pie.

Así que hay bastantes lugares vacíos en las iglesias por estos días entonces es obvio que muchos católicos no tienen ni idea de lo que la santa eucaristía es en realidad. No saben de lo que se pierden.

En La santa misa  las ofrendas de pan y vino son transformadas en el altar. La sagrada eucaristía como se le llama a las ofrendas luego de la consagración serían como pan y vino.

Y se sienten así pero ya no son pan y agua ni tienen la apariencia de estos elementos; pero a través de la consagración se convierten en el cuerpo y la sangre de cristo.

Las apariencias se quedan igual pero la sustancia es lo que cambia. Esta transformación que ocurre en la misa se llama transubstanciación. La presencia de Jesús bajo la apariencia de pan y vino es llamada presencia real.

Esta presencia de Jesús es verdadera y real pero su modo difiere de la presencia de otras cosas materiales. Si tú ves cosas materiales por ejemplo el pan dividido a la mitad tendrás la mitad de la izquierda y la otra mitad en la derecha lo si quieres. Tendrás el pan dividido en 2 partes; pero no has dividido a Jesús, sólo la forma exterior.

Porque Jesús como dijimos antes esta verdadera y realmente presente en la eucaristía. Aunque esta no sea la forma en la que los elementos materiales actúa. Más bien Jesús está verdadera y auténticamente presente en todas las partes hasta en las más pequeñas partículas. La presencia real que cristo nos ha dejado en este sacramento es un gran regalo. Él no tenía porqué hacer esto. Pero entregarse el mismo a nosotros en la apariencia de algo de comer y beber  nos muestra que solamente él es el único que verdaderamente nos nutren. Nos fortalece el alma y nos da crecimiento.

LA MISA EN LA BIBLIA

Quiero que me acompañen a recorrer las sagradas escrituras descubriendo el desarrollo de localización en el antiguo testamento, luego su consolidación en el nuevo testamento continuando por los tiempos de la iglesia primitiva y terminando en su gran culmen que es el mismísimo cielo.

Quiero decirte que he podido comprobar que cuando un católico promedio conoce el fondo bíblico de los ritos y oraciones de la misa. Éste ve más claramente lo que está sucediendo en cada etapa de la celebración eso lleva a mejorar gradualmente su participación en este gran misterio de nuestra fe al que llamamos la santa misa que como ya veremos es experimentar el cielo en la tierra y vivir el amor de Dios a plenitud; es la mejor manera de tener una relación personal con Jesucristo señor y Dios.

La santa biblia y la misa me llevan a Jesús en la eucaristía.

Los nombres bíblicos de la misa

Vamos a ver ahora  los nombres que le damos a la misa. Son extraídos de la santa biblia. Sí el catecismo de la iglesia católica en el número 1328 que la misa recibe diversos nombres los cuales prácticamente todos están basados en la sagrada biblia.

Vamos a ver a continuación de manera muy breve algunos de los más importantes. El primero es eucaristía. Eucaristía es un término griego que significa acción de gracias y es que la misa es precisamente una acción de gracias a Dios.

En La biblia lo podemos encontrar en Lucas 20 2-19. Después tomó pan y dando gracias lo partió y se los dio diciendo esto es mi cuerpo que es entregado por ustedes hagan esto en memoria mía

Otro título que recibe la santa misa es el de cena del señor pues se trata de la cena que celebró el señor Jesús justo antes de vivir su pasión. El apóstol san pablo es quien lo llama así. Leamos primera de corintios 11-20. Ustedes pues se reúnen pero ya no es comer, es la cena del señor el banquete de bodas del cordero.

Digamos que el banquete de bodas del cordero es como la cena del señor. Es el cordero de Dios pero en la Jerusalén del cielo esto lo encontramos en apocalipsis 19-9 felices los que han sido invitados al banquete de bodas del cordero.

Otro título muy común es el de fracción del pan vivo. Este rito es propio del banquete judío y fue usado por Jesús cuando bendecía y distribuía el pan como cabeza de familia, sobre todo en la última cena fracción del pan, no partir el pan.

Era como los primeros cristianos llamaban a sus reuniones eucarísticas san Lucas nos revela que en la fracción del pan es donde se reconoce el rostro de Jesús como les sucedió a los discípulos de Emaús: Lucas 24 del 30 al 31. Y mientras estaba en la mesa con ellos tomó el pan pronunció la bendición y lo partió y se los dijo en ese momento se les abrieron los ojos y lo reconocieron pero el desaparecido

. En hechos de los apóstoles que recordemos que también fue escrito por san Lucas se le sigue llamando fracción del pan en múltiples ocasiones a leer por ejemplo hechos 24-02 donde se nos habla de los bautizados. Eran asiduos a la enseñanza de los apóstoles a la convivencia fraterna a la fracción del pan y a las oraciones palabras de envíos. Estas 4 son las características de un cristiano completo.

La enseñanza de los apóstoles a la convivencia fraterna a la fracción del pan y a las oraciones. Te invito a que reflexiones y veas sí todas estas están presentes en tu vida.

A La santa eucaristía se le llama memorial pues nos recuerda la pasión y la resurrección de nuestro señor Jesucristo. veamos primera de corintios 11 del 23 al 24. Yo he recibido del señor lo que me debes de ser transmitido el señor Jesús la noche en que fue entregado como pan. Y después de dar gracias los partió y diciendo este es mi cuerpo que es entregado por ustedes hagan esto en memoria mía.

Otro título muy bello es el de santo sacrificio. en la misa se actualiza el único sacrificio de cristo salvador. Además incluye esta ofrenda de la iglesia. Esto lo encontramos en el salmo 116 del verso 13 Tomaré la copa de la salvación, E invocaré el nombre de Jehová.

Otro hermoso término para referirse a Jesús eucaristía es el banquete santo o Sacrificio puro, el memorial del cordero de Dios, el banquete eucarístico, la sagrada eucaristía, banquete santo.

El profeta Malaquías unos 460 años antes de cristo otorga este hermoso nombre. Vamos a leer Malaquías 1-11. Porque desde donde el sol nace hasta donde se pone, es grande mi nombre entre las naciones; y en todo lugar se ofrece a mi nombre incienso y ofrenda limpia, porque grande es mi nombre entre las naciones, dice Jehová de los ejércitos.

Es grande  mi nombre entre las naciones dice la  palabra de Dios. Que es otro nombre muy común en  la santa eucaristía: la comunión de las naciones ya que con la eucaristía nos unimos a cristo quien nos hace partícipes de su cuerpo y su sangre para formar así un mismo cuerpo.

Vamos a leer lo que dice san pablo en primera de corintios 10 16 La copa de bendición que bendecimos, ¿no es la comunión de la sangre de Cristo? El pan que partimos, ¿no es la comunión del cuerpo de Cristo?

Otros nombres que puede recibir la santa misa son: asamblea eucarística, sacrificio de alabanza, alianza, sacrificio espiritual, santísimo sacramento, pan de ángeles, pan del cielo y medicina de inmortalidad.

Además de todos esos nombres que ya vimos se le llama la misa o santa misa y es precisamente el que manejamos más en este estudio bíblico. Se le ha llamado así a lo largo de los siglos porque la misa termina con el envío de los fieles para que cumplan la voluntad de Dios en su vida cotidiana.

Y por si alguien se pregunta ¿cuál es la voluntad de dios para mí? san juan nos lo dice en su libro 6-40 Porque esta es la voluntad de mi Padre: que todo aquel que ve al Hijo y cree en El, tenga vida eterna, y yo mismo lo resucitaré en el día final

Palabras del santo papa francisco sobre la eucaristía hoy

Nos preguntamos qué relación tiene la eucaristía con nuestra vida. Hay algunos indicadores concretos que nos ayudan en este sentido. Si vivimos bien la eucaristía con nos relacionamos mejor con los demás. A Jesús le gustaba estar con la gente compartir sus anhelos los problemas y preocupaciones. En la  santa misa nos encontramos con muchas personas, pero ¿las vemos en verdad como hermanos y hermanas?

¿La Eucaristía nos invita a salir al encuentro de los pobres, de los enfermos, los marginados, viendo en ellos el rostro de Jesús? o más bien cuando salimos de misa criticamos a uno al otro y cómo estaba vestido, esto y aquello.

Un segundo indicador es sentirnos perdonados e impulsados a perdonar. Celebrar la eucaristía no se hace porque seas mejor que los demás, todos somos pecadores y si uno no se siente pecador mejor que no vaya a misa. Porque lo primero  que hacemos cuando entramos a misa es decir confieso que soy pecador y pedir perdón por los pecados; así  sientes nueva vida en la eucaristía.

Y el último indicador es la coherencia entre la liturgia y la vida de nuestras comunidades. Lo que digo no es un mero recuerdo de algunos dichos.  Es la obra de Dios en nuestras vidas y en donde nos reunimos con cristo, presente allí entre los fieles que salen a su encuentro y  se alimentan con su palabra y con su vida.

Invito a todos a vivir la eucaristía con espíritu de fe y oración. Sabiendo que encontrarán a Dios como el cuerpo de cristo; esta es la presencia real de cristo en la eucaristía. Coman su cuerpo, beban su sangre y tendrán vida.

Misa / eucaristia para niños

Partes de la misa / eucaristía

  • Ritos iniciales

    Son ritos introductorios a la celebración y nos preparan para escuchar la palabra y celebrar la eucaristía.

    Procesión de entrada

    Llegamos al templo y nos disponemos para celebrar el misterio más grande de nuestra fe. Acompañamos la procesión de entrada cantando con alegría.

    Saludo inicial

    Después de besar el altar y hacer la señal de la cruz, el sacerdote saluda a la asamblea.

    Acto penitencial

    Pedimos humildemente perdón al Señor por todas nuestras faltas.

    Gloria

    Alabamos a Dios, reconociendo su santidad, al mismo tiempo que nuestra necesidad de Él.

    Oración colecta

    Es la oración que el sacerdote, en nombre de toda la asamblea, hace al Padre. En ella recoge todas las intenciones de la comunidad.

  • Liturgia de la Palabra

    Escuchamos a Dios, que se nos da como alimento en su Palabra, y respondemos cantando, meditando y rezando.

    Primera lectura

    En el Antiguo Testamento, Dios nos habla a través de la historia del pueblo de Israel y de sus profetas.

    Salmo

    Meditamos rezando o cantando un salmo.

    Segunda lectura

    En el Nuevo Testamento, Dios nos habla a través de los apóstoles.

    Evangelio

    El canto del Aleluya nos dispone a escuchar la proclamación del misterio de Cristo. Al finalizar aclamamos diciendo: "Gloria a ti, Señor Jesús".

    Homilía

    El celebrante nos explica la Palabra de Dios.

    Credo

    Después de escuchar la Palabra de Dios, confesamos nuestra fe.

    Oración de los fieles

    Rezamos unos por otros pidiendo por las necesidades de todos.

  • Liturgia de la Eucaristía

    Tiene tres partes: Rito de las ofrendas, Gran Plegaria Eucarística (es el núcleo de toda la celebración, es una plegaria de acción de gracias en la que actualizamos la muerte y resurrección de Jesús) y Rito de comunión.

    Presentación de la ofrendas

    Presentamos el pan y el vino que se transformarán en el cuerpo y la sangre de Cristo. Realizamos la colecta en favor de toda la Iglesia. Oramos sobre las ofrendas.

    Prefacio

    Es una oración de acción de gracias y alabanza a Dios, al tres veces santo.

    Epíclesis

    El celebrante extiende sus manos sobre el pan y el vino e invoca al Espíritu Santo, para que por su acción los transforme en el cuerpo y la sangre de Jesús.

    Consagración

    El sacerdote hace "memoria" de la última cena, pronunciando las mismas palabras de Jesús. El pan y el vino se transforman en el cuerpo y en la sangre de Jesús.

    Aclamación

    Aclamamos el misterio central de nuestra fe.

    Intercesión

    Ofrecemos este sacrificio de Jesús en comunión con toda la Iglesia. Pedimos por el Papa, por los obispos, por todos los difuntos y por todos nosotros.

    Doxología

    El sacerdote ofrece al Padre el cuerpo y la sangre de Jesús, por Cristo, con él y en él, en la unidad del Espíritu Santo. Todos respondemos: "Amén".

    Padre Nuestro

    Preparándonos para comulgar, rezamos al Padre como Jesús nos enseñó.

    Comunión

    Llenos de alegría nos acercamos a recibir a Jesús, pan de vida. Antes de comulgar hacemos un acto de humildad y de fe.

    Oración

    Damos gracias a Jesús por haberlo recibido, y le pedimos que nos ayude a vivir en comunión.

  • Ritos de despedida

    Son ritos que concluyen la celebración.

    Bendición

    Recibimos la bendición del sacerdote.

    Despedida y envío

    Alimentados con el pan de la Palabra y de la Eucaristía, volvemos a nuestras actividades, a vivir lo que celebramos, llevando a Jesús en nuestros corazones.

Partes de la eucaristía (paso a paso)

¿Te cuesta entender lo que pasa en la misa? te lo explicamos de forma sencilla: la misa es el sacrificio de cristo que se ofreció a sí mismo una vez y para siempre en la cruz es el centro de nuestra vida cristiana y la acción de gracias que presentamos a Dios por su gran amor hacia nosotros.

No es otro sacrificio, no es una repetición; es el mismo sacrificio de Jesús que se hace presente es una representación del calvario memorial. Una aplicación de los méritos de cristo.

La santa misa Tiene 2 partes: la liturgia de la palabra después de estar bien preparados por la petición de perdón de los pecados y la liturgia eucarística que es el ofrecimiento al padre por parte de Jesús y nuestra pues también nosotros somos hijos de Dios.

Para saber aprovechar los grandes frutos espirituales que se nos dan a través de la celebración eucarística hay que conocerla entender sus gestos y símbolos y participar en ella con reverencia.

Primero los ritos iniciales: el canto de entrada; nos preparamos para comenzar la misa con el canto de entrada, es un canto que nos une a todos porque a la misa venimos personas de distintos lugares culturas edades y cantamos a una voz como un cuerpo que somos en torno a cristo, nos unimos para celebrar uno de los dones más grandes que Jesús nos dejó. La eucaristía.

La señal de la cruz la misa empieza propiamente con la señal de la cruz y terminará también de la misma manera cuando recibimos la bendición final. Hacer la señal de la cruz nos recuerda que le pertenecemos a cristo en el lenguaje bíblico, el nombre representa a la persona misma empezar en el nombre del padre y del hijo y del espíritu santo no es sólo mencionar el nombre de Dios, sino ponernos en su presencia.

El acto penitencial puestos en la presencia de Dios, la iglesia nos invita a reconocer con humildad que somos pecadores, porque como dice san pablo mi proceder no lo comprendo pues no hago el bien que quiero sino el mal que no quiero. Algo así nos sucede a todos, por eso al empezar la eucaristía reconocemos humildemente frente a todos nuestros hermanos que somos pecadores y para pedirle perdón a Dios usamos las palabras del ciego que oyó que Jesús que pasaba cerca y como sabía que no podía curarse a sí mismo sino que necesitaba del auxilio de Dios se puso a gritar en medio de la multitud señor ten piedad de mí así con confianza en la misericordia de Dios rezamos también el señor ten piedad.

El canto de gloria en los domingos y solemnidades se reza este himno que resume el sentido máximo de la vida cristiana darle gloria a Dios; alabar a Dios no sólo porque es bueno o porque nos ayuda, o por las cosas que nos da. Darle gloria por quien es el, por qué es Dios y nos ayuda a estar bien orientados a afirmar que el sentido máximo de nuestra vida es el.

La oración colecta se trata de la oración colectiva,  es el momento en el que el sacerdote invita a toda la comunidad a rezar por nuestras peticiones,  al empezar la oración el sacerdote dice a todos oremos y extiende las manos en señal de súplica. Es el momento de recogemos todos en silencio y pedirle también al señor por nuestras necesidades.

Al terminar la oración colecta todos nos unimos a lo que el sacerdote ha pedido diciendo juntos amén. Se llama colecta porque es la oración que recoge las peticiones de todos porque como dice el señor en el evangelio: si 2 de ustedes se ponen de acuerdo en la tierra para pedir algo lo conseguirán de mi padre que está en los cielos.

Es una oración que nos une con la iglesia ya que en cualquier rincón del mundo donde se celebra la misa ese día se pedirá por lo mismo.

La segunda parte es la liturgia de la palabra el señor: Jesús antes de alimentarnos con su cuerpo y con su sangre en la mesa del sacrificio nos alimenta primero en la mesa de la palabra a través de las lecturas vamos a escuchar directamente a Dios que nos habla a nosotros que somos su pueblo.

Las lecturas la primera lectura está tomada de alguno de los libros del antiguo testamento, es importante meditarlas porque por estas palabras Dios fue preparando a su pueblo para la venida de cristo y también nos preparan a nosotros para escuchar a Jesús ya que la primera lectura está directamente relacionada con el evangelio.

Después de la primera lectura se lee el salmo. Los salmos siempre han sido una oración muy importante en la historia de la iglesia, porque cuando rezamos con los salmos rezamos con la misma palabra de Dios; palabras que él pone en nuestra boca para que sepamos cómo pedir y cómo expresarnos.

Con los salmos aprendemos a rezar, aprendemos a hablar con Dios, usando sus mismas palabras que se convirtieron en oración.

La segunda lectura está tomada del nuevo testamento en las cartas de san pablo o las epístolas católicas o del libro de los hechos de los apóstoles, el apocalipsis. Es decir son los escritos de los apóstoles; escuchamos la predicación de los primeros hombres a los que Jesús les dijo vayan y hagan discípulos míos a todas las gentes enseñándoles a guardar todo lo que les he mandado

En la primera lectura Dios nos habló por sus profetas la segunda por sus apóstoles ahora en el evangelio nos habla directamente por medio de su hijo Jesucristo es el momento más importante de la liturgia de la palabra. Vamos a escuchar directamente a Jesús hablando, enseñando, curando…

La palabra evangelio significa buena noticia y esta buena noticia no es sólo un mensaje; es Jesús mismo. La mejor noticia que ha existido. Es un momento muy importante, por eso nos ponemos de pie y cantamos con alegría el aleluya.

El evangelio es proclamado por el sacerdote; lo escuchamos de pie en señal de atención y la prontitud que queremos tener para seguirlo. Que al iniciar nos hacemos la señal de la cruz en la frente la boca y el pecho como diciendo que recibimos la palabra de Dios en la mente la confesamos con la boca y la guardamos en el corazón.

La homilía no basta oír la palabra de Dios, también necesitamos que nos sea explicada de manera adecuada homilía proviene de una palabra griega que significa diálogo o conversación es el momento en el que el sacerdote explica los pasajes proclamados para poder ahondar en ellos, en el evangelio Dios nos habla por su hijo Jesucristo en la homilía nos. Habla por su iglesia

La liturgia de la eucaristía es el momento más importante de la misa ésta tiene 3 partes el rito de las ofrendas la gran plegaria eucarística que es el núcleo de toda la celebración y el rito de la comunión.

La liturgia de la eucaristía. Presentación de los dones: es el momento en el cual se lleva al altar el pan y el vino 2 alimentos muy sencillos que el sacerdote ofrecerá a Dios para que cristo se haga presente en la eucaristía, la sencillez de estos alimentos nos recuerda al niño que le llevó a Jesús sus ofrendas 5 panes y 2 peces era todo lo que tenía pero esa pequeñez puesta en las manos de Jesús se convirtió en abundancia que alcanzó para alimentar a una multitud inmensa.

Así nuestras sencillas ofrendas de pan y vino puestas en las manos del señor también se convertirán en abundancia, en lo más grande! en el cuerpo y la sangre de cristo para alimentar a una gran multitud que está hambrienta de Dios.

En cada misa nosotros somos esa multitud. En ese pan y vino  le presentamos también a Dios de manera simbólica algo de nosotros mismos; le ofrecemos nuestros esfuerzos y sacrificios alegrías y dolores. le ofrecemos nuestra fragilidad para que el haga obras grandes con nosotros para que cuando Dios convierta el pan y el vino en el cuerpo y la sangre también nos convierte a nosotros, nos haga mejores; más semejantes a él

La oración secreta: terminada la presentación de dones el sacerdote se inclina ante el altar y dice una oración secreta. Es secreta pero no en el sentido que nadie la puede conocer, sino que la dice en voz baja. Son varios los momentos en los que el sacerdote dice una oración secreta. En esta ocasión dice acepta señor nuestro corazón contigo y nuestro espíritu humilde que éste sea hoy nuestro sacrificio y que sea agradable en tu presencia señor Dios nuestro.

Es un momento importante porque manifiesta que cuando el sacerdote celebra la misa está rezando no simplemente repite gestos mecánicos sino está dialogando con Dios. El prefacio esta palabra viene de 2 palabras en latín pre factum que significa literalmente antes del hecho y se llama así porque está justamente antes del hecho más importante de toda la misa la plegaria eucarística que son todas las oraciones que rodean el momento de la consagración.

En el prefacio hay un diálogo con el sacerdote que siempre dice levantemos el corazón lo tenemos levantado hacia el señor es que en el prefacio hemos dado gracias a Dios hemos reconocido sus obras de amor y lo alabamos. todo esto verdaderamente eleva nuestro corazón ésa es la actitud interior a la que la liturgia nos conduce a elevar el corazón para estar listos para el momento más importante cuando cristo se haga presente con su cuerpo y su sangre por eso el papa Benedicto decía debemos elevar nuestro corazón al señor no solo como una respuesta habitual sino como expresión de lo que sucede en este corazón que se eleva y arrastra hacia arriba a los demás.

El santo el prefacio: termina con este canto de alabanza a Dios la letra está tomada totalmente de las sagradas escrituras la primera parte es un canto que hemos aprendido del coro de los ángeles que el profeta Isaías oyó que le cantaban a Dios junto a su trono. El 3 veces santo repetido nos recuerda las 3 personas divinas de la santa trinidad y la segunda parte es la aclamación que le dicen a Jesús cuando está entrando montado en un burrito a Jerusalén el domingo de ramos bendito el que viene en el nombre del señor hosanna estaban felices aclamando a Jesús el rey esperado que entraba a su ciudad

Nosotros en la misa también aclamamos a cristo que está a las puertas de hacerse presente ante nosotros por eso podemos decir que el santo es un canto de hombres y ángeles que nos unimos para alabar a Dios.

La epífisis es el momento en el cual se invoca al espíritu santo para que santificar las ofrendas de pan y vino que hemos presentado por eso en ese momento el sacerdote extiende e impone las 2 manos sobre las ofrendas así como el espíritu santo descendió sobre la virgen maría para que coincidiera e hiciera presente a Jesús en su seno ahora invocamos al espíritu santo para que descienda sobre estos dones y también a la presencia de  cristo entre nosotros.

Relato de la institución y consagración: Hemos llegado al corazón de la plegaria eucarística al momento más importante de la misa siguiendo el mandato que Jesús le dijo a sus apóstoles hagan esto en memoria mía. el sacerdote actuando en la persona misma de cristo pronuncia las palabras de la institución de la eucaristía. Las mismas que Jesús pronunció el día de la última cena y estas palabras también tienen el poder de transformar la realidad así como cuando Dios dijo que se haga la tierra y la tierra se hizo cuando Jesús le dijo al paralítico toma tu camilla levántate y anda el paralítico que nunca había podido caminar se puso de pie y empezó a caminar cuando le dijo a su amigo lázaro que llevaba 3 días en la tumba lázaro sal fuera y lázaro volvió a la vida y salió de la tumba así como Dios cuando pronuncia su palabra la creación obedece; en la misa cuando digas pronuncia su palabra a través del sacerdote coman que esto es mi cuerpo tomen y beban que esto es mi sangre su palabra que es eficaz transforma la realidad y las ofrendas de pan y vino dejan de serlo y se convierten realmente en el cuerpo y la sangre del señor Jesús; verdaderamente es cristo en su cuerpo sangre alma y divinidad

El padre nuestro: Antes de recibir la comunión la iglesia nos invita a rezar la oración que cristo nos enseñó. San Cipriano decía qué oración podría escuchar el padre más gustosamente que aquella en la que escucha la voz de su hijo único de Jesucristo. Cuando rezamos el padre nuestro el padre reconoce la voz de su hijo unigénito en nosotros y es así porque cuando rezamos el padre nuestro estamos rezando no con nuestras palabras sino con las palabras de Dios con las mismas palabras con las que Jesucristo nos enseña a rezar

La oración no es padre mío sino nuestro; es una invitación al amor entre nosotros a la fraternidad a la hermandad a la reconciliación el papa francisco lo ha dicho muy claramente esta es una oración que no se puede realizar con enemigos en el corazón con rencores con el otro es una oración que prepara nuestro corazón porque nos invita a la comunión.

La comunión: cuántas veces hemos dicho “me muero de hambre”. Tanto así nuestro cuerpo rechaza la experiencia de tener el estómago vacío que nos expresamos así pero tenemos un hambre más profundo aún; el hambre de Dios. Cristo se hace alimento porque no quiere dejarnos vacíos,  él ha venido a traernos vida. Y vida en abundancia, es el momento de la comunión. Es cuando el sacerdote se acerca a distribuir el alimento de la eucaristía.

Se le llama también comunión porque al recibir el cuerpo de cristo entramos en una íntima y profunda comunión, una unión con él.

Cuando alguien come algo eso que ha comido se convierte en parte de tu cuerpo y se hace uno contigo y ya nadie lo puede separar. Cuando recibimos el cuerpo de cristo, con este alimento sucede algo distinto; no sólo se vuelven parte de nosotros sino sobre todos nosotros nos volvemos en aquello que comemos nos cristificamos, nos hacemos más como el señor.

Este es el verdadero alimento, el alimento de vida eterna que quien lo reciba vivirá para siempre.

La bendición final y la despedida: la misa termina como la empezamos; con la señal de la cruz. Podemos ir en paz porque hemos visto a Dios, nos hemos encontrado con él y estamos renovados para seguir en la misión que Dios nos encarga.

Al terminar la misa el sacerdote nos da la bendición final. La palabra bendición viene de 2 palabras bien y decir: decir bien de alguien generalmente cuando alguien nos haga eso no nos hacen ni mejores ni peores personas pero cuando Dios dice bien de nosotros su palabra si nos hace distintos nos da esa gracia para liberar el buen combate de la fe así termina la misa y estamos listos para seguir adelante con nuestra vida cristiana.

Significado de eucaristía

Eucaristía viene del griego que significa acción de gracias es el propio sacrificio del cuerpo y la sangre del señor Jesús instituido por él mismo en la última cena para perpetuar el sacrificio de la cruz hasta su retorno.

Jesús sabía que estaba llegando el momento de sacrificar su vida por nuestra salvación por eso reunió a sus apóstoles durante la última cena la cena pascual. Pero aquella no sería una cena común pues él mismo dijo deseaba ardientemente comer esta pascua con vosotros antes de morir entonces tomó el pan lo partió y se los dio a sus discípulos diciendo este es mi cuerpo que será entregado por vosotros en ese momento algunos apóstoles entendieron las palabras que Jesús le había dicho a los discípulos a juan que quien no coma mi carne y no beba mi sangre no tendrá la vida eterna.

Después tomó el vino y dijo éste es el cáliz de mi sangre, sangre de la alianza nueva y eterna. Que será derramada por vosotros y por todos para remisión de los pecados.

La palabra de Jesús que es creadora y así al decir este es mi cuerpo o ésta es mi sangre toda la sustancia del pan y del vino cede lugar al cuerpo y sangre de nuestro señor Jesucristo. Solo cristo tiene ese poder.

Pero él al partir de esta tierra quiso permanecer aún con nosotros a través de la eucaristía y por eso dijo haced esto en conmemoración mía confiando así a su iglesia por medio de sus ministros el memorial de su muerte y resurrección. Así el obispo o el presbítero representando a cristo sirven de instrumento para este milagro que se renueva todos los días en nuestros altares.

Con el pasar de los siglos este sacramento divino recibió varios nombres eucaristía porque es la acción de gracias a Dios memorial de la pasión y resurrección del señor santo sacrificio porque actualiza el sacrificio de cristo salvador, banquete santo y también santísimo sacramento porque es el sacramento de los sacramentos.

Entender esto es muy importante, porque profundizando más en nuestros conocimientos al respecto de la eucaristía podemos sacar un provecho mucho mayor para nuestra vida espiritual de nuestras comuniones.

¿Qué es comulgar?

Comulgar es aceptar que ese Cristo que está dentro de mí espera un compromiso cierto, una fe firme y una esperanza viva. Es convertir mi vida en testimonio en mi entorno profesional, familiar y social. Es hacer presencia del don personal de Dios que es Jesús en la intimidad de mi corazón. Es profundizar en su Palabra y en su doctrina. Es hacer míos los valores del Evangelio.

Además de recibir al mismo Cristo en la Hostia Consagrada, el Jesús vivo y verdadero, de tomar su cuerpo y recibir en tu alma al mismo Dios, ¿Qué es comulgar para mí?

La Comunión es uno de los gestos más auténticos de la fe cristiana. En ella el católico manifiesta, con la originalidad de su fe comunitaria, la certeza de tener con el Señor Jesús, Dios y hombre verdadero, una aproximación, más aún, una unión muy especial

La Comunión, en su sentido amplio, se relaciona con la aspiración, infundida por Dios, del ser humano, a la unión con Dios, a la participación de la divinidad. Tal aspiración ha sido una constante en la historia de la humanidad, que se expresa y concreta en la historia de las religiones. En todas ellas existe el rito del sacrificio, al final del cual los participantes se acercan a comer y beber una porción del sacrificio, significando con ello la unión con la divinidad.

¿Qué sucede en mí al comulgar?

¿Has pensado que ocurrían si te ganaras la lotería? probablemente comprarías un auto nuevo o viajarías por el mundo. Bueno cada vez que recibes a cristo en la comunión es cómo si ganaras la lotería, pero a nivel espiritual.

Sin darte cuenta, e incluso sin que lo sientas Dios te llene de bendiciones y transforma tu existencia.

En muchos momentos Jesús les habla a sus discípulos sobre la importancia de recibirlo a él; que es el pan de Dios enviado del cielo, el pan de vida. Fue muy claro en la última cena. Quiso dejarnos en este plan su propia muerte y con su cuerpo alimentar nuestro interior para que nos llene de su vida; nos transforme y nos haga más parecidos a él

Recibir la comunión acrecienta nuestra unión con cristo, recibir la eucaristía da como fruto principal la íntima unión con Jesús. El señor mismo dice  “en mi carne y  mi sangre vivirá para siempre”

En segundo lugar hace más fuerte y renueva la gracia que recibimos en el bautismo, donde nos unimos a la verdadera fe de cristo y su iglesia fundada personalmente.

En tercer lugar nos separa del pecado al hacernos uno con él por medio de su cuerpo. Nos libera de los pecados  cometidos y nos da la fuerza para perseverar en la lucha contra el pecado

En cuarto lugar fortalece y restaura la pérdida de fuerza de nuestro espíritu. La eucaristía restaura la caridad y el amor que la vida cotidiana tiende a debilitar en nuestra alma

En quinto lugar nos afianza en la unidad de la iglesia; podemos decir que la eucaristía hace a la iglesia, hace una comunidad más profundamente cercana a Jesús y los une a todos en un solo cuerpo; la iglesia.

No dejes que estos regalos de la eucaristía sean desaprovechados, prepara con ganas tu corazón para que en cada misa puedas  aprovechar esta riqueza invaluable que recibirás del mismo cristo en tu propia alma y tu cuerpo.

Oración para después de comulgar - Alma de Cristo

¿Ya eres parte de nuestro grupo en facebook? únete ahora!

Comenta y participa de los temas. Invita a mas hermanos a conocer tu Comunidad de sembradores y estarás ayudando a llevar la semilla del evangelio a  cada rincón de la tierra.

https://www.facebook.com/groups/536018763467256/

COMUNIDAD CATÓLICA GLOBAL

SEMBRADORES

fuentes de información:

https://www.misas.org/docs/partes-de-la-misa

http://es.catholic.net/op/articulos/59045/cat/30/te-cuesta-entender-lo-que-pasa-en-la-misa-te-lo-explicamos-de-forma-sencilla.html#modal

Compartir es agradecer

Semillas recientes

70 películas Psicológicas imperdibles

¿Quieres que te explote la mente? Entonces no te pierdas este top con mas de 70 películas Psicológicas  de todo tipo:… Leer mas

5 meses hace

Pelisplay.tv 🎬🔥 la Mejor Pagina para Ver Películas y Series Online Completas y Gratis

Bienvenidos quiero compartirles la que para mí es la mejor página para poder ver de manera fácil y gratuita  películas… Leer mas

5 meses hace

Hermanos siameses viven en armonía

Gran ejemplo de hermandad y armonía, pese a la situación física  que podría parecer lamentable, pero para ellos es un… Leer mas

6 meses hace

Corazon de oro 🙏💛🙏✞❤️

¿Ya eres parte de nuestro grupo en facebook? únete ahora! Comenta y participa de los temas. Invita a mas hermanos a… Leer mas

6 meses hace

Oración de fin de año

¿Ya eres parte de nuestro grupo en facebook? únete ahora! Comenta y participa de los temas. Invita a mas hermanos a… Leer mas

6 meses hace

Usamos cookies para mejorar tu experiencia en nuestra comunidad